miércoles, 28 de octubre de 2015

Maciédome



























Majada pongueta situada bajo el pico del mismo nombre, en un balcón con muy buenas vistas hacia las montañas de Ponga y hacia los Picos de Europa. En ella se conservan aún varias cabañas de llábanas, y hay restos de otras y de corrales. Se llega por camino corto, que se pierde a ratos, desde la venta de La Faeda, o, aunque el camino es mucho más largo, desde Pendones.Este puerto se alquilaba a los rebaños de merinas en el siglo XVIII.

jueves, 15 de octubre de 2015

Cueries





Pequeña majada colgada sobre el Dobra y situada en un paraje con muy hermosas vistas, bajo la senda del Arcediano, en Amieva, ya camino de la majada de Sahugu. En ella solo queda una cabaña en pie. Se llega por la mencionada senda, o subiendo desde Ceremal.

lunes, 12 de octubre de 2015

La Folgueirosa



















Braña de Vega de Hórreo (Cangas del Narcea), situada bajo el pico Monterroso. En ella se conservan aún un par de cabañas en buenas condiciones, y otras varias están camino de la ruina. Para sujetar los techos, de pizarra con base de planchas de roble, se utilizaron, como es habitual en esta zona, grandes clavos de madera. Se llega por el camino de la Braña, desde la carretera del Coto, pasando por la braña La Pasada. La Folgueirosa  tiene la particularidad de que se levanta sobre los restos de una explotación minera romana a cielo abierto. El lector o lectora curioso puede profundizar en este sentido con un artículo de Santos Yanguas sobre la minería del oro en la zona del Coto que se puede consultar en internet.

Las Navariegas




















































Braña tevergana situada en un paraje de excepcional belleza, entre los picos Chaiceu y Bálago. Se divide en dos partes: la Parada d'Enriba y la Parada d'Embaxu. En ella abundan las cabañas (construidas a partir de mediados del siglo XX) y los corros (más antiguos), aunque gran parte se encuentran en malas condiciones. Fue punto de paso de los vaqueros de alzada que iban a Torrestío y Torrebarrio, con vuelta en invierno a Llanera. Se llega por La Focella por un antiguo camino real que conserva algunos tramos cuidadosamente empedrados, y que cruza el hermoso fayéu donde se esconde la cascada del Xlblu. Uno de los corros está orientado al contrario que los demás, y al parecer se usaba como ochera. En la última fotografía podemos ver la braña, en el extremo izquiedo, y el pueblo de La Focella, a la derecha.